Primeras impresiones de ‘Zombieland: Double tap’

Una década después del estreno de su primera entrega, llega a la gran pantalla ‘Zombieland: Double tap’

Si aún no has tenido la oportunidad de disfrutar en primera persona de ‘Zombieland: Double Tap’, no te preocupes.

Esta reseña está libre de cualquier tipo de spoiler.

En ‘Zombieland’ se nos presentó a nuestro cuarteto de la muerte. Tras diez años de larga espera, lo que muchos daban por muerto, volvió a la vida. Como si de un zombie se tratase. Columbus (Jesse Eisenberg) nos mostró el camino en base a las reglas que él mismo estableció para sobrevivir en un apocalipsis. Y si bien alguien se acuerda de su segunda regla; rematar (Double Tap) ese es Ruben Fleischer. El cineasta estadounidense que se encargaría de utilizar dicho guiño, como título directo de su secuela; ‘Zombieland: Double Tap’.

Jesse Eisenberg como Columbus, un fantástico Woody Harrelson en el papel de Tallahassee, Emma Stone interpretando a Wichita y una niña, ya no tan niña Abigail Breslin siendo Little Rock vuelven a la carga tras una década en la que, a excepción de la pequeña Little Rock, parece que no han pasado los años para ninguno de ellos. Los cazadores de muertos vivientes han pasado por muchas aventuras desde la última vez que les vimos en la gran pantalla. Y es en esta segunda entrega, partiendo desde la propia Casa Blanca, cuando nos veremos sumergidos en un viaje hasta el corazón de Estados Unidos, en donde tendrán que defenderse de todo tipo de nuevas clases de zombies, los cuales han emergido durante los últimos años.

 

LO BUENO

• El director Ruben Fleischer no solo ha sabido mantener la esencia de su primera entrega, si no que además, ha exprimido todo lo que realmente funcionó en ella y lo ha llevado a un nivel superior. Si para la precuela se utilizó un presupuesto de 23,6M de dólares y causó tal encanto, el cual, sin ser el peliculón del siglo, se ha mantenido en boca de todos. En ‘Zombieland: Double tap‘ para la cual se han destinado casi el doble; 42M de dólares, muy posiblemente, aguantaremos hablando sobre ella otra década más, hasta… su hipotética tercera entrega.

• Las nuevas clases de zombies dan mucho juego a lo largo de toda cinta, así como los nuevos personajes que se nos presentan a medida que la película avanza. Sin entrar en mucho detalle sobre estas nuevas caras, todas ellas brindan la oportunidad de repartir el peso de la secuela. Ya que estas, siempre son un reto al ser comparadas con su primera parte.

• Los guionistas Rhett Reese, Paul Wernick y David Callaham trabajaron en la primera entrega, y han vuelto con más chistes, referencias, humor negro y un sin fin de secuencias hilarantes que nos brindarán una carcajada tras otra en nuestra butaca. Se nota que en los diez años que han pasado, no han perdido el tiempo, puesto que también han escrito guiones para películas como Deadpool (Tim Miller, 2016) y Deadpool 2 (David Leitch, 2018)

• Se emplean un montón de referencias a la cultura pop, así como a películas de terror, chistes con su doble sentido e inclusive, un metadiscurso que hace que la película simpatice directamente con todo tipo de público, gracias a las reglas de Columbus.

Tallahassee (Woody Harrelson) y Albuquerque (Luke Wilson) dos caras de la misma moneda.

 

LO MALO

• La historia gira en torno a una decisión que Little Rock toma, y esta, hace que el grupo protagonista, se recorra medio Estados Unidos. Con el fin de proteger a la pequeña de la familia se embarcarán en un viaje por todo EEUU. Columbus, Wichita y Tallahassee, tienen sus pequeñas subtramas personales, pero ninguna de ellas tiene verdadera importancia (más allá de acompañar y rellenar la historia principal en minutos vacíos de cinta)

• Algo que la primera cinta sí consiguió a pesar de ser una película de comedia, fue transmitir el terror y la angustia de ser perseguidos por una horda de zombies. Mientras que en esta, se utilizan a los muertos vivientes como un medio cómico y sin pavor alguno. Cierto es, que han matado a incontables zombies en el día a día durante años, pero aún con esas, los nuevos y variopintos zombies, no presentan reto alguno hasta el final de la película.

 

OPINIÓN PERSONAL

Si te gustó la primera entrega, sin duda alguna, ‘Zombieland: Double tap‘ te va a encantar. Si por el contrario, no terminaste de empatizar con todo lo que se mostró en ‘Zombieland‘ (como me pasó a mí) dale una oportunidad. De verdad. La última película a la que Ruben Fleischer metió mano como director, fue a Venom (2018). La cual creó cierta división de opiniones respecto al tono de esta. No obstante, ha sabido seguir con el trabajo que empezó hace una década.

La acción y las escenas con centenares de zombies, esta vez sí han estado a la altura de la trama. Son esos pequeños detalles, los que sin dejar de ser una película cómica, hacen que la historia a contar, no pierda fuelle. La nota que recibe aquí en Súper Ficción es tal que…

Nota

PD: Cuenta con dos escenas post-créditos. Una nada más terminar la cinta, y otra una vez los créditos llegan a su final. Sin alentar de que ‘Zombieland 3’ pueda llegar a nuestras pantallas, ambas escenas siguen la dinámica súper carismática de toda la película.

httpss://www.youtube.com/watch?v=ZlW9yhUKlkQ&t

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas